sábado, 25 de enero de 2014

El estado de los muertos PARTE 1: La verdad sobre el falso infierno predicado hoy, en contraste con la biblia



El Estado de los Muertos PARTE 1: 
LA VERDAD SOBRE EL LLAMADO INFIERNO
Destapando la verdad del falso infierno anti-bíblico
Por Samuel Jaque Barrios



Todos alguna vez nos hemos preguntado qué es lo que sucede después de morir, qué pasará o que será de nosotros, muchos sostienen que hay una vida después de la muerte, otros que no, hoy esclareceremos en detalle este asunto por medio de las enseñanzas bíblicas. Ciertamente hoy en día usted escuchará mucho sobre un lugar llamado infierno, generalmente algunos predicadores utilizan este recurso para general miedo a los oyentes, o simplemente quiere expresar lo que la biblia quiere decirnos, muchos predicadores sostienen que el hombre que no se acercó de Dios en esta vida irá a ese lugar inmediatamente después de que el hombre pecador muera. Este tema ha generado bastante polémica entre los creyentes, algunos dicen que no hay infierno, otros que sí. Bueno, ahora veremos la verdad bíblica que Dios en su santa palabra nos quiere enseñar acerca de este tema.

En este escrito veremos:
1) No existe el infierno que actualmente se predica
2) El Lago de Fuego o Muerte Segunda
3) La verdadera paga del pecado, la muerte.
4) Cómo ser salvo y escapar de la condenación de la Muerte Segunda.
5) Objeción. "Según esto, entonces, todos los muertos han sido condenados, ya que están en muerte"

La biblia no respalda la creencia popular de un infierno existente actualmente; vigente y activo. En pocas palabras, el infierno que se ha pintado por los religiosos indoctos es una mala interpretación de la biblia. Sí, no se sorprenda, la verdad siempre sale a la luz, el infierno que le han pintado los religiosos no existe. Actualmente los religiosos creen y enseñan que una vez que un hombre muere sin arrepentirse de sus pecados ni reconociendo que Jesús es el hijo de Dios, irá inmediatamente al "infierno", donde es atormentado por la eternidad por fuego y demonios. Esto no es bíblico.


1) NO EXISTE EL INFIERNO QUE ACTUALMENTE SE PREDICA 


RESPECTO A LO QUE SE PREDICA HOY Y A LOS SUPUESTOS TESTIMONIOS DE HOMBRES QUE DICEN HABER “VIAJADO” AL " INFIERNO ".

Aclararé unos puntos importantes  para que sepan por qué dije que la biblia no respalda esta enseñanza.

Según  muchos, se relata un "infierno" para los que murieron sin conocer de Dios o no le obedecieron, éste es el conocido retrato que la mayoría de los creyentes pintan. Se dice que estos muertos irán inmediatamente al infierno, y que cada día caen miles de personas ahí. Más encima, se enseña que hay demonios que están atormentando como verdugos a los muertos ahí. Según ellos están en el castigo eterno que merecían.

Ahora veamos este " infierno "según las santas escrituras.

PRIMERO. Las escrituras NO describen que los muertos sin Dios se irán inmediatamente al lugar de castigo. Según la biblia ellos, los muertos, están en un estado de inexistencia, muerte (Eclesiastés 9:5,10; Salmos 146:4), esperando ser resucitados en el día final ( Juan 11: 24-26, ), es decir, que se les dé vida nuevamente para vivir con Dios o ser condenado a la muerte segunda (Juan 5:29; 11:24). Los muertos están esperando ser resucitadas, en las resurrecciones que se realizarán correspondiente a cada persona (Juan 5:28,29).
--  Resurrección, para los santos y muertos en Cristo, mártires, etc, en la Segunda Venida de Cristo (1 corintios 15:52; Apocalipsis 20:4-6), estos no serán echados al lago de fuego, no sufrirán la muerte segunda. Serán resucitados para vida eterna (Juan 6: 39, 40, 44, 47, 54, 11: 24, 48) no serán condenados (1 Tes 4:16; Juan 5:24)
--  Resurrección, para los demás que no fueron vueltos a la vida en la primera resurrección, estos serán resucitados después de los mil años del reino del Señor (Apocalipsis 20:11-15), y serán resucitados unos para vida y otros para condenación (Juan 5:29), muerte eterna (segunda muerte).

Según algunos supuestos testimonios y lo que se enseña actualmente del infierno, podemos ver una clara contradicción con las escrituras. Esto sucede por ignorancia, y falta de estudio bíblico, aunque algunos lo hacen intencionalmente, conociendo la verdad de esta falsa enseñanza, solo para generar temor.

SEGUNDO. Las escrituras NO enseñan por ningún lugar que los demonios atormentarán a los muertos después de partir de esta tierra cuando sean castigado, si usted conoce algún pasaje bíblico que diga eso, le agradecería que me lo compartiera. Las escrituras nos revelan que Satanás será echado al lago de fuego que arde con azufre, él será destruido en ese lugar, después de terminar su tiempo en la tierra, siendo él castigo por su obra malvada en la tierra (Apocalipsis 20:10), así como también sus ángeles caídos, teniendo lugar también los que no conocieron a Dios o no le obedecieron rechazando a su Hijo, los malvados de todo tipo, y que no están escrito en el libro de la vida (Mateo 25:41; Apocalipsis 21:8 ), donde serán destruidos. Pero no vemos por ningún lugar donde Dios los tiene en un lugar atormentando personas perdidas, simplemente eso es anti-bíblico.

La creencias popular de un infierno existente en este preciso momento, y que cada día y a cada segundo se suman personas después de muerto y están siendo torturadas, así como también el sufrimiento eterno y un alma inmortal, son creencias extraída desde las creencias mitológicas griegas y las más antiguas culturas, como lo es la cultura egipcia.


2) EL LAGO DE FUEGO O MUERTE SEGUNDA

Como hemos visto, el infierno que se pregona actualmente y cree la mayoría de las personas, es rotundamente falso, no es real. Pero eso no es todo, en la biblia también se registra el llamado "Lago de Fuego", sin duda un nombre que produce mucho miedo al escucharlo. Cuando lo leemos, nos viene inmediatamente a la mente un lugar de tortura o sufrimiento. Sin embargo, esto no es así. A continuación hablaremos más profundamente sobre este punto.

El Lago de Fuego es realmente lo que la biblia atribuye como el destino final de las vidas sin salvación, lo que enseña verdaderamente Jesús y el libro del Apocalipsis. Según la biblia, este lugar ha sido preparado para Satanás y sus ángeles (Mateo 25:41; Apocalipsis 20:10), donde serán echados ahí para ser eliminados en el fin de este mundo. En este lugar también tendrán parte todos aquellos que no se arrepintieron de su vida de pecado, aquellos que vivieron una vida sin Dios, aquellos que no reconocieron a Jesús como Hijo de Dios. También los hipócritas, y todos los mentirosos, los fornicarios, los adúlteros, ladrones, borrachos, homosexuales, ateos o incrédulos, etc, etc (Apocalipsis 21:08 ). Este lugar estará vigente al finalizar el Milenio, en el día del juicio final, cuando todos los hombres serán juzgados en el GRAN JUICIO. En otras palabras, el Lago de Fuego estará activo solo en aquel día del juicio final. La biblia relata que luego del juicio, todo aquel que no se halló inscrito en el Libro de la Vida, será echado al Lago de fuego, después de ser resucitado para ser juzgado y determinar tu destino eterno (Apocalipsis 20:15).

Ahora vamos a lo más importante, ¿qué es exactamente el "Lago de Fuego o Muerte Segunda".
El Señor cuando estuvo en esta tierra, Jesús muchas veces hizo alusión al castigo de los perdidos. Cuando leemos la palabra "infierno" en muchas ocasiones se refirió al Lago de Fuego y Azufre. Este lugar el Libro de revelaciones lo describe muy bien, para qué es y cuándo cumplirá su propósito de creación.

Debemos mencionar un dato muy importante para poder entender completamente este asunto. Cuando leemos en la biblia la palabra "Infierno ", en todas las ocasiones se ha tratado de las palabras: Hades (o Seol) o Gehenna (y Tartaroo). Pues la palabra Infierno ha sido puesta erróneamente en reemplazado de éstas palabras. A continuación el dignificado de estas palabras:

INFIERNO

Infierno" es una palabra agregada a las escrituras y que no existía en el idioma en el cual se escribió dicho libro en esa época, verdaderamente no existe en los idiomas en que se han escrito los Manuscritos de la biblia, sea arameo, griego o hebreo. Esta palabra "Infierno" tiene como significado "subterráneo" o "inferior", en el latín, "infernum". Que fue añadida a algunas copias de algunos manuscritos siendo los católicos los protagonistas de tal hecho. Siendo la traducción primera al latín la "Vulgata Latina", durante los siglos XV al XVIII d.C. Y la tradición siguió equivocadamente transcribiendo esta palabra en las traducciones a otros idiomas, tomando como referencia este manuscrito (Vulgata).

HADES O SEOL
Cuando hablamos de HADES (o SEOL en hebreo), nos estamos refiriendo a lo que los hablantes griegos designan como sepultura, “el lugar de los muerto”, Seol o Hades no es un lugar de tormento, no lo es y el nunca lo fue para los ancestro ni para los judíos en toda la historia hasta ahora.

Textos donde se emplea la palabra Seol y Hades :

Antiguo Testamento " Seol "
Génesis 37:35 ; 42:38 ; 44:2931Número 16:30 ; 16:33Deuteronomio 32:22 ; 1 Samuel 02:06 ; 2 Samuel 22:06 ; 1 Reyes 02:069 ; Trabajo 07:09 ; 11:0814:13 ; 17:13 , 16 ; 21:13 ; 24:19 ; 26:6 ; Salmos 06:05 ; 09:17 ; 16:10 ; 18:05 ; 30:3 ; 31:17 ; 49:1449:15 ; 55:15 ; 86:1388:389:48116:3 ; 139:8 ; 141:7Proverbios 01:12 ; 05:0507:27 ; 09:1815:11 ; 15:2423:1427:20 ; 30:16 ; Eclesiastés 9:10Cantares 8:6Isaías 05:1414:0914:1114:1528:1528:1838:1038:1857:9 ; Ezequiel 31:1531:16 ; 31:17 ; 32:21 ;  32:27 ; Oseas 13:14 ; Amós 9:02 ; Jonás 2:02Habacuc 2:05 .

Nuevo Testamento " Hades "
Mateo 11:23 ; 16:18Lucas 10:15 ; 16:23Hechos 2:27 ;  02:31Apocalipsis 1:18 ;  06:0820:13 ;  20:14 .

GEHENNA
Cuando vemos la referencia de la palabra "GEHENNA", la biblia se refiere a un lugar situado en las cercanías de Jerusalén, que para aquel entonces tenía como propósito ser el basurero o vertedero de la ciudad, donde también se dejaban los cuerpos de hombres que no merecían una sepultura digna (los criminales), ladrones, homicidas, etc, y también los animales. Aquí antiguamente los cananeos hacían sacrificios al dios pagano Moloch. Este lugar poseía fuego permanentemente, y se le agregaba azufre para que el calor aumentara. Es este lugar es donde, en muchas de las veces, Jesús se refería cuando habló (cuando no se trataba de las palabras Hades y Seol), haciendo referencia al Lago de Fuego descrito en Apocalipsis en los capítulos 19, 20, 21, (entre Otros pasajes), el lugar del castigo eterno.

Textos donde se emplea la palabra " Gehenna o Guejana "
Mateo 05:22, 29, 30, 10:28, 18:09, 23:15, 33; Marcos 9:43, 45, 47; Lucas 12:05.

Haciendo un breve recuento de lo visto hasta ahora; como hemos visto, la palabra “Infierno” está aplicada erróneamente, y no existe en el griego, arameo ni hebreo. Esta palabra al pasar los años, al ser aplicada en lugar de Gehenna o Hades (Seol), ha adquirido equivocadamente una connotación de sufrimiento eterno, pero cuando conocemos la realidad de esta palabra, entendemos su significado verdadero.

Ahora bien, ya que hemos esclarecido los significados de las palabras, y mencionado es que el Lago de Fuego o Gehenna será el destino de los perdidos, proseguiremos responder las siguientes cuestiones. ¿Qué es el Lago de Fuego o la Muerte Segunda? ¿Es un lugar de sufrimiento eterno? Respondiendo a la primera pregunta, debes saber que la biblia nos dice que este lugar será donde los perdidos recibirán su paga, el cual es la muerte, y no será un sufrimiento eterno. Este punto lo explicaremos en el Item 3. Por ahora, nos dirigiremos a mencionar que existen dos posturas que nos dicen cómo es este Lago de fuego, una postura de interpretación literal y otra de interpretación figurada, aunque las dos concuerdan en que el final es la muerte, y no sufrimiento eterno. La postura de interpretación literal sostiene que el Lago de Fuego será realmente un lugar físico, donde será literalmente fuego líquido con azufre, donde las personas literalmente son incineradas hasta la muerte, sin una prolongación más allá del sufrimiento, para apoyar esta postura, se presenta la siguiente base bíblica:

FUEGO ETERNO
En las escrituras se nos dice, en Mateo 25:41, que el fuego de aquel Lago de Fuego, es "fuego eterno" leamos: "Entonces también dirá a los de la izquierda: apartaos de mí, malditos, al fuego eterno preparado para e diablo y sus ángeles." (También en Mateo 18:8)

Por esta parte, debemos entender lo siguiente. El término "eterno" o "fuego eterno" no hace alusión a que arderá para siempre, sino que al ser producido por Dios, este pasa a ser eterno, debido a que simplemente proviene de Dios. Por lo tanto, el fuego del Lago de Fuego no es un fuego que permanecerá encendido por la eternidad, sino que solo tendrá propósito de incinerar a las personas hasta la muerte. Un ejemplo de este concepto es la destrucción de las ciudades de Sodoma y Gomorra y las vecinas. Judas 1:7 nos dice:

"Como Sodoma y Gomorra y las ciudades vecinas, las cuales de la misma manera que aquellos, habiendo fornicado e ido en pos de vicios contra naturaleza, fueron puestas por ejemplo, sufriendo el castigo del FUEGO ETERNO"

Aquí podemos leer claramente como Dios envió del "fuego eterno" a esta ciudades, pero el fuego no permanece encendido hasta nuestros días, pero sí hizo bien su trabajo de quemar todo en ese lugar hasta desaparecer. El mismo fuego eterno que consumió esas ciudades, será el que estará en el lago de fuego, el que consumirá y aniquilará a todos los que sean echados ahí.

La frase "para siempre" no siempre significa por la "eternidad", sino hasta que cumple un periodo determinado.
En Jonás 2:6 se utiliza esta frase, mas no significa por la eternidad. Sino por un tiempo determinado en el cual Jonás estuvo dentro del pez. En Éxodo 21:6 así también lo hace, utiliza "para siempre", pero no es por la eternidad, sino hasta que murió Samuel. Así También lo son 1 Samuel 1:22,28, entre otros que utilizan esta misma frase, y no están significando por la eternidad.

Entonces, la postura de interpretación literal del Lago de fuego, nos dice que una vez que las personas sean echadas ahí, el fuego dejará existir, debido a que su propósito terminará.

La postura que sostiene una interpretación figurada del Lago de Fuego, dice que este lugar simplemente simboliza la inexistencia, es decir, el dejar de ser, el exterminio de las personas que sean condenadas, y no fuego literal, por eso Jesús nos dice que es la muerte segunda. El pasaje que da origen a esta interpretación es Apocalipsis 20:14 que nos dice lo siguiente:

"Y la muerte y el Hades fueron lanzados al lago de fuego. Esta es la muerte segunda."

Si observamos bien, podemos ver que el pasaje nos dirige directamente a concluir que el Lago de Fuego no es literal sino figurado, en representación del exterminio o inexistencia, razón por el cual se le llama al Lago de Fuego, la muerte segunda. Esta conclusión podemos comprobarla por la sencilla razón de que la Muerte no es un ser ni una persona como para que sea quemada o echada a un lugar físico, así como también la sepultura (hades), no es alguien. Entonces, si no son una persona o un ser, ¿cómo pueden ser quemados en el Lago de Fuego?

Sea cual sea la postura que nosotros nos inclinemos, ambas tienen por conclusión la muerte, que es la verdadera y  final paga del pecado. ¿Pero qué quiere decir esto? a continuación lo explicaremos.


3) LA VERDADERA PAGA DEL PECADO, LA MUERTE

Muchos sostienen que la biblia enseña que los perdidos se irán al "infierno" donde sufrirán eternamente o serán atormentados por demonios y quemados por fuego, pero la verdad de todo, es que esa no es la verdadera paga del pecado, sino que la misma biblia dice que la paga del pecado es: MUERTE, no sufrimiento eterno. Pregunto ¿La paga del pecado según la biblia es sufrimiento eterno? No. Pues ¿cuál es la paga del pecado según la biblia?. Las escrituras son enfáticas al destacar que aquel que peca morirá, "la paga del Pecado es muerte "( Romanos 6: 23, Ezequiel 18:04, 20, Génesis 02:17), El estado del hombre antes de haber sido creado es la inexistencia, pero cuando Dios depositó liento (espíritu, H. Ruaj) de vida, el hombre comenzó a existir, es decir, a vivir, y tuvo alma (vida, H. Nefesh), cuando el hombre muere, el aliento de vida vuelve al Padre, el hombre vuelve al estado primero antes de vivir, inexistencia o inconsciencia, y su alma cesa, y vuelve a su estado inicial de inexistencia. Dios dió vida al hombre y un día dijo; "porque el día que comieres de él, ciertamente morirás"  (Génesis 2:17). Estos textos dan evidencia de que nuestra alma no es un ente etéreo inmortal, la palabra "alma", del hebreo "nefesh" significa vida, en otras palabras, que nuestra existencia es nuestra alma.

Las actuales creencias de un infierno activo actualmente y del sufrimiento eterno, están acorde con las palabras de Satanás (Génesis 03:04), pues el "infierno de sufrimiento eterno" no es morir, sino vivir eternamente en sufrimiento. Las escrituras no apoyan esa premisa, es por eso que la paga en el Gehenna es la muerte segunda (Apocalipsis 21:8), porque el hombre deja de existir, que es sinónimo de muerte. Una vez que el hombre resucite para juicio, se hará justicia, y se sentenciará según las obras; los condenados irán a castigo eterno, la segunda muerte, no volverán más a la vida, ni más se sabrá de ellos, esa es la verdadera paga del pecado, MUERTE.

El sufrimiento eterno no es muerte, sino vida eterna, y la vida eterna que Jesús da, es la única que existe. El hombre cuando muere no tiene derecho a heredar la vida eterna, por causa del pecado, el hombre va directo a su muerte (inexistencia), solo los salvos recibirán el regalo de seguir viviendo y poseer una vida eterna, la cual la disfrutarán junto al Creador y a Jesús.

Entonces Jesús le dijo:—Yo soy la resurrección y la vida. El que cree en mí vivirá, aunque muera”
(Juan 11:25). Esta es la única vida eterna, la que se vivirá con Dios eternamente. No hay otra vida eterna, Aquel que no recibe esta vida eterna, es decir, que no deposita su fe en Jesús, una vez condenado por medio de la justicia hecha Dios, no tendrá vida eterna, sino MUERTE.

Eso es lo que Jesús dijo: "Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto?" (Juan 11:26). Pues Cristo no enseñó que nuestra alma es eterna sino que es mortal, Jesús nos deja en claro aquí que aquel que crea en él no morirá eternamente, es decir, una vez que morimos, nuestra alma deja de ser pues el alma es simplemente nuestra vida, Y Jesús nos dijo que nos volvería a la vida, y no moriremos eternamente si creemos en él. Y cuando los perdidos resuciten, ellos serán destruidos completamente, o jugando más con las palabras, en "cuerpo y alma". "Más bien temed a aquel que puede destruir el alma y el cuerpo en el Gehenna" (Mateo 10:28). Cristo nuevamente nos enseña "e irán estos al castigo eterno, y los justos a la vida eterna" (Mateo 15:46), el castigo o paga del pecado, es la muerte, este castigo o paga es eterna, los que pasaron de muerte a vida eterna, estarán en el reino de Dios, que estará en la Tierra, y los malos serán exterminados "Porque los impíos serán exterminados, pero los que esperan en el Señor heredarán la tierra. Dentro de poco los malvados dejarán de existir; por más que lo busques, no los encontrarás" (Salmos 37:9-10) "Los benditos sel Señor heredarán la tierra, pero los que él maldice serán destruidos"(Salmos 37: 22). Las escrituras son claras, pues Dios cumple sus promesas, y el que no es justificado por Jesús recibirá la paga de la muerte eterna "Porque no volverán a invadirte los malvados, pues han sido destruidos por completo" (Nahum 1:15).
De la primera muerte podrás regresar, para así ser juzgado, pero de la segunda muerte, no regresarás más.

"Porque la paga de pecado en muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro" (Romanos 6:23)

Maravillosamente Dios nos ofrece la salvación gratuitamente, por medio de Jesús.

"El secará toda lágrimas, y ya no habrá más muerte ni sufrimiento, ni llanto, ni dolor, porque las primeras cosas han dejado de existir" (Apocalipsis 21:4)


SI NUNCA HA RECIBIDO A JESÚS COMO SEÑOR Y SALVADOR
Y quieres ser parte de este gran regalo de la vida eterna, el item 4 es para ti.

4) COMO SER SALVO Y ESCAPAR DE LA CONDENACIÓN DE LA MUERTE SEGUNDA


Para ser salvo debemos saber y reconocer que todos somos pecadores, "todos" (Romanos 3:23), es decir, que eres pecador, el pecado es el incumplimiento de los mandamientos de Dios, esto incluye necesariamente vivir fuera de la voluntad de Dios, Eres pecador, por tanto mereces pagar el precio por tu transgresión de la ley de Dios, La biblia dice que la paga del pecado en la muerte (Romanos 6: 23, Ezequiel 18:04, 20, Génesis 02:17), entonces estás condenado a ser echado al lago de fuego por tu pecado, recibirán muerte y muerte eterna, Dios es justo y en extremo, y debe hacer justicia, debes pagar la deuda del pecado, eso es justicia.

Pero te tengo una buena noticia. Dios nos ama tanto que en su gran bondad, él abrí una forma de por escapar de esa condenación y no recibir lo merecido sin faltar a la justicia, esto misericordia, Dios nos presenta una forma de reconciliación con el hombre, esta forma consiste en; Dios dispuso un recurso para que el precio del pecado de el hombre fuese pagado,  ese recurso es Jesús, su único Hijo. Jesús se hizo hombre, habitó en la tierra, nunca cometió pecado, y se entregó ofreciéndose como sacrificio ante el Juez (Dios) en lugar de nosotros, tomando nuestro lugar, ese sacrificio es suficiente para para salvar y pagar el precio de todo aquel que crea en él. Ahora todo aquel que crea en Jesús; que reconozca que Jesús el Cristo es el Señor, el Hijo de Dios, y que Dios lo resucitó de entre los muertos será salvo, creyendo y confesandolo (Romanos 10:09), arrepintiéndose verdaderamente de sus pecados y pidiendo perdón a Dios por medio del nombre de Jesús, creyendo que Jesús pagó el precio que debíamos pagar. Solo arrepintiéndose, pidiendo perdón y creyendo en Jesús, en su obra redentora o salvadora, podemos ser salvos, esa es la única forma de ser salvo de la condenación de la muerte, Jesús es el único medio de salvación. Una vez que lo haces salvador de tu vida, pasa a ser Señor de tu vida, y depositas tu fe en él, ya que él salvó tu vida, ahora tú le perteneces a él. Las escrituras bíblicas nos dicen, que aquel que crea en él, deben cambiar su manera de vivir y de pensar y deben ser bautizados en el nombre de Jesús, para perdón de los pecados (Hechos 2:38).

Jesús es la única vía para que puedas ser salvo y escapar de la condenación de la muerte en la lago de fuego y azufre, solo basta que creas, "Entonces Jesús le dijo:—Yo soy la resurrección y la vida. El que cree en mí vivirá, aunque muera. Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto?" (Juan 11:25-26). Esta es la promesa que él nos hizo, la vida eterna. Es ahí donde Dios nos muestra su gran amor, en que a pesar de que somos pecadores y no merecíamos ser salvo, él nos ofrece la salvación gratuitamente creyendo e Jesús, esto es gracia. Pero yo no hablo de creer en él como una persona que existió, sino en su obra salvadora. Ese es el gran amor de Dios, y todo lo hizo para que tú y yo tengamos la oportunidad de estar un día con él en su reino.
El arrepentimiento debe ser verdadero, de modo que una vez arrepentido de tu vida sin Dios, un vida de pecado, ya no vuelvas a hacer lo mismo de antes, sino que vivas una vida agradecido de él, obedeciéndole en lo que él manda, porque él te ha salvado de la muerte.

Esta decisión es personal y voluntaria.
Esta vida eterna es para todo aquel que quiera estar con Dios.




Sesión de Objeciones:

5) OBJECIÓN. "SEGÚN ESTO, ENTONCES, TODOS LOS MUERTOS HAN SIDO CONDENADOS, YA QUE ESTÁN EN MUERTE"

"¿Entonces es de suponer que toda la gente que ya ha muerto pues ya recibió su castigo. Entonces todos han sido condenados?"

Todos los que han muerto están obviamente muertos, no condenados aun, sino en un periodo en espera del juicio, así como sucede hoy en nuestro sistema judicial con la prisión preventiva y/o provisional, luego, vendrá la resurrección correspondiente de cada uno, donde se determinará los que irán a vida eterna y otros a la condenación del lago de fuego y azufre, que es la muerte segunda (volverán por segunda vez a la muerte, de donde no habrá más regreso), este castigo o condenación será eterno, como he señalado anteriormente. 

Si bien, la prisión preventiva o provisional, deja al recluso en prisión, aun antes de ser juzgado, luego de ser juzgado, se determinará si volverá a prisión según sus cargos, o será liberado de sus cargos. Lo mismo sucede con las personas muertas. El llamado al tribunal será (según esta analogía) la resurrección, de modo que la muerte es la prisión.

La biblia nos dice:
Juan 5:25-29 
"De cierto, de cierto os digo: Viene la hora, y ahora es, cuando los muertos oirán la voz del Hijo de Dios; y los que la oyeren vivirán. Porque como el Padre tiene vida en sí mismo, así también ha dado al Hijo el tener vida en sí mismo; y también le dio autoridad de hacer juicio, por cuanto es el Hijo del Hombre. No os maravilléis de esto; porque vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros oirán su voz; y los que hicieron lo bueno, saldrán a resurrección de vida; mas los que hicieron lo malo, a resurrección de condenación"

Al final del siglo, los muertos serán resucitados para ser juzgados, esta es la segunda resurrección, debido a que la primera resurrección se llevará a cabo en la venida de Cristo.

Primera resurrección
Apocalipsis 20:4-7 
"Y vi tronos, y se sentaron sobre ellos los que recibieron facultad de juzgar; y vi las almas de los decapitados por causa del testimonio de Jesús y por la palabra de Dios, los que no habían adorado a la bestia ni a su imagen, y que no recibieron la marca en sus frentes ni en sus manos; y vivieron y reinaron con Cristo mil años. Pero los otros muertos no volvieron a vivir hasta que se cumplieron mil años. Esta es la primera resurrección. Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años. Cuando los mil años se cumplan..."

Segunda resurrección
Apocalipsis 20:12-15 (RV)
"Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras. Y el mar entregó los muertos que había en él; y la muerte y el Hades [sepultura] entregaron los muertos que había en ellos; y fueron juzgados cada uno según sus obras. Y la muerte y el Hades [sepultura] fueron lanzados al lago de fuego. Esta es la muerte segunda. Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego." 
(Corchetes añadidos)

En base a esto. Nadie ha recibido la vida eterna literalmente aun, aun nadie es eterno, sino que esta se llevará a cabo en la venida del Señor Jesús, para algunos, y en la segunda resurrección para otro resto de los salvos. Y esta es la fe y esperanza que tenemos en Jesús, que por medio de su sacrificio seremos absueltos de nuestras culpas y seremos justificados quedando libres, obtendremos vida eterna, así como él resucitó, así seremos resucitados. Este es la dádiva (regalo) de Dios por medio de Jesús. 

"Porque la paga de pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro" (Romanos 6:23)

Actualmente se tiene una falsa concepción de lo que es la muerte, unos creen en dos tipos de muertes, la física y espiritual, esta última literalmente. Pero solo hay una muerte, la muerte que vivimos hoy físicamente, es la misma muerte que se recibirá en el juicio, simplemente la segunda no tendrá vuelta. Es por eso que existe la resurrección de los muertos. Si no fuese así, y existiéramos después de la muerte como entes incorpóreos, entonces no necesitaríamos resurrección de nuestros cuerpos, ni para ser juzgados ni muchos menos para recibir una vida eterna que Jesús dará, porque ya seriamos eternos.
Si las religiones actuales han añadido una muerte diferente, es simplemente falsa, extraídas de las filosofías antiguas de una vida espiritual después de la muerte, literalmente. Mas yo he sostenido y sostengo, según lo que dice la biblia, que volveremos a la vida por medio de la resurrección de nuestros cuerpos, y para los que recibirán vida eterna, serán transformados a cuerpos incorruptibles. Si para otros todo esto significa otra cosa, o la muerte significa o implica otra cosa, aun diciendo que "así la biblia lo enseña", simplemente es falso.



ÚLTIMAS PALABRAS
De esta forma conocemos que en realidad, solo los que quieren estar con Dios, los que le obedecen y le buscan y le aman, son los que tendrán vida eterna, o los únicos que existirán y vivirán con él, y los demás, pues, dejarán de ser. 
Este es el plan original de Dios, y que volverá por medio de Jesús a llevarse a cabo. Y este es querido amigo el propósito de la vida. Los que no quieren estar con Dios, simplemente mueren y todo lo que hacen en esta vida no tiene sentido, todo queda ahí, sus trabajos, sus esfuerzos, sus logros y afanes, todo lo que hizo, se esfuma cuando mueren, y luego al final será puesto en juicio y dará cuentas a Dios, el dador de la vida. ¿Quieres tú tener vida eterna? ¿Cuál es tu esperanza o propósito de vida? ¿Quieres tú tener una esperanza? Ya sabes que hacer, según lo que dice la biblia.


Juan 6:27-29
"Trabajad, no por la comida que perece, sino por la comida que a vida eterna permanece, la cual el Hijo del Hombre os dará; porque a éste señaló Dios el Padre. Entonces le dijeron: ¿Qué debemos hacer para poner en práctica las obras de Dios? Respondió Jesús y les dijo: Esta es la obra de Dios, que creáis en el que él ha enviado"


Dios te ama y quiere que tomes parte de esta salvación tan grande, donde podrás vivir por la eternidad en su reino después de esta era.